Durmiendo bajo la lluvia

 

image1-1024x329.jpg

Hace algunos meses hice pública mi lista de deseos más codiciados o codiciosos. Reconozco que no fue la lista real que entregué a los familiares, pues era demasiado pretenciosa. Lo cierto es que pasado el tiempo muchas de aquellas cosas han ido desapareciendo de la lista de deseos para formar parte de la lista de realidades. Tener un objetivo por el que ahorrar es motivador. Y duro. Una de esas cosas era pasar una noche bajo las estrellas. Y digo ERA porque la historia real fue algo diferente. Sigue leyendo